lunes, octubre 16, 2017

Simplezas de nuestra Era

La simpleza es lo que nos define y esto es a su vez, gratificante, solo en el caso de que nos demos cuenta de que no somos sino eso: simpleza experimentándose a sí misma.
Te muestro a continuación unos escritos publicados por mí en las redes sociales con el fin de que no se pierdan en el tiempo. En realidad, no estoy haciendo alusión solamente a la simpleza de nuestra Era sino a la de todos los tiempos, pues es lo que mueve el mundo.

           ¡Gracias y disfruta de la vida!

                                            



                                        ESTA REALIDAD ES OBEDIENTE.

Esta realidad se desarrolla en base a unos parámetros (números) que dan lugar a otros parámetros (lenguaje, frecuencias, etc.), por mucho que nos sorprendamos, pues somos niños haciendo de adultos, algo que va más allá de lo patético.
Cuando desenterramos dichos parámetros para interpretarlos (siempre desde el bien y el mal, de lo contrario, no habría interpretación), cuando describimos el pasado, el presente y el futuro según esos parámetros para diagnosticar lo malos que hemos sido, lo mal que lo hemos hecho y lo "dormidos" o inconscientes que estamos, esos parámetros (que no son sino la base o materia prima por medio de la cual se desarrolla nuestra realidad, repito), dan lugar al futuro (parámetro que ya estaba esperando realizarse o que ya existía, según el NO TIEMPO) y entonces se hace realidad, siempre en base a nuestra interpretación pasada, claro está.

La pregunta es :¿qué hemos estado interpretando?

Y nosotros, que nos hemos creído malos al mismo tiempo que conscientes e inteligentes, que nos hemos posicionado en una fase clave de evolución humana-divina, nos sorprendemos ante lo que fuimos capaces de interpretar en base a esos parámetros, lo que nos llevó a no parar de describir esta realidad, creyéndonos dioses o seres conscientes dotados de un propósito más allá de los tiempos, con el fin de salirnos del tiempo.

¡Qué propósito más simple y más denso!

Un propósito tan soberbio disfrazado de humildad solo puede dar lugar a experiencias que nos hagan mirar para abajo para recordarnos que esta realidad es densa, es tierra y muy obediente.


                                    LA CREENCIA EN EL MOMENTO PRESENTE.


La realidad NO es una proyección ni mental ni emocional nuestra. En realidad, lo que llamamos "mente" y "emoción" y la misma realidad son LA MISMA COSA.

Cuando yo "hago de observador" (cuando creo que hago de observador), me separo de la realidad para verla como observador (como lo que me han dicho que es ser observador).


¿Qué ocurre?

Que veo el escenario desde el punto de referencia del observador, que no deja de ser otra creencia que me hace creer que estoy fuera de la realidad como observador y lo que estoy creando es más escenario (en el que no estoy solo pues la creencia es siempre colectiva). 
Este escenario es experiencia, lineal en el tiempo, en donde te mantendrás todo el tiempo que sigas creyendo en esto y en donde verás y sentirás lo que en ese escenario hay como guion.
Esto es la creencia/experiencia/sensación/información que denominamos MOMENTO PRESENTE. No eres más consciente. Estás en otro escenario que te hace ver que eres más consciente.

La realidad es maravillosamente fértil e irónica.
¿Es esto malo?
Nada es malo ni bueno. Solo he querido explicarte lo que es el NO TIEMPO.




                                               ¿QUÉ ES PERCEPCIÓN?

¿Te imaginas que existiera la posibilidad de observar la realidad sin necesidad de usar una forma para describirla?

Esa "forma" es PERCEPCIÓN. Si sientes la necesidad de responder a esto, lo haces desde una creencia.
Ya no es PERCEPCIÓN. Y esta no da lugar a debates ni a conjeturas.

Gracias siempre.

Ruth Morales





NOTA: Estos artículos están dentro del contexto de Cambio de Realidad. Percepción y No tiempo. Cualquier interpretación de lo escrito que se haga fuera de ese marco, está fuera de ese marco, por lo tanto, no tendrá que ver con lo que se está diciendo.


    En noviembre se publica el primer número de la Revista 
C~instinto, que abarcará artículos de toda índole que quizá nos acerquen al sentido común. Habrá muchos temas variados del interés de todos.

Si quieres suscribirte a ella, pincha AQUÍ.









0 comentarios:

Publicar un comentario