martes, febrero 21, 2017

Todo es azar




Hay muchas palabras que definen esta vida, el día a día, lo que vemos y lo que no vemos, aquello a lo que nos sentimos unidos y aquello a lo que no nos sentimos unidos, eslóganes y tópicos que NO cuestionamos porque ni siquiera sabemos que podemos hacerlo.





Llevo un tiempo hablando de la realidad, fuera de ella misma o haciendo el intento de que no sea una interpretación más, a pesar de que esta intención sea casi imposible y que muchos lo reciban como una interpretación más.

Pero, en el libro "El Secreto a Voces", creo que he logrado explicar de manera simple, práctica y comprensible, el cómo funciona todo esto, las preguntas que buscan sus respuestas, originando necesidades y consumos innecesarios, lo absurdo de ciertas creencias espirituales, lo absurdo de la ciencia como autoridad, lo absurdo de las causas de ciertos efectos, etc.

El bien y el mal, a fin de cuentas.

Mira esta imagen que he publicado en el Facebook:



Y acabo de escribir lo siguiente como comentario:

"100.000 personas que leen esto, no lo entienden. Sin embargo, con que lo entienda UNA sola persona, ya ha entendido porqué esas 100.000 personas no lo entendieron. Y, entonces, ya comprende cómo funciona la realidad."

Nada ocurre por algo. En cambio, todos creemos que hay una causa divina por la que las cosas suceden. Una perfección divina que, aunque no entendemos aquí, algún día, lo sabremos.
¿Cuándo? En esa espera y por ella, estamos viviendo. Damos vueltas pues esa espera es una pregunta sin contestar. Y como damos vueltas, nunca lo sabremos.

¿Puedes detectar la simpleza de este movimiento?

Si lo haces, te liberas y además, sientes como un vacío placentero.

Nada tiene una causa ni un propósito. Nadie nace con un propósito divino. El propósito es encontrar la respuesta a la pregunta que nunca debió haber sido formulada pero que lo fue. Y seguimos luchando para encontrar sentido a la vida, buscando respuestas, buscando justicia divina aquí, en la Tierra, donde reina el bien y el mal.

En este Reino, nunca podrá haber justicia, esa que tanto tú como yo buscamos, así que, disfruta de la vida, tratando de ser justo contigo mismo.

Y de esto se deduce que en el azar está la comprensión. Todos son posibilidades (azar). Cuando necesitamos respuestas, entrelazamos esas posibilidades para que nos sirvan de respuestas, de causas y efectos y entonces es cuando todo cuadra: la lógica, los números, las letras, las frecuencias y sonidos, los colores, la astrología, la ciencia, la filosofía, la historia, la prehistoria, las palabras de los Maestros, etc...Y entonces es cuando decimos: NADA ES AZAR. Y esta frase es hoy como un mantra, como un "Buenos días" o un eslogan publicitario al que muchos siguen sin saber lo que están diciendo.

Somos niños con problemas de mayores. Por eso sufrimos.
Nunca resolveremos esos problemas porque no están en nuestras manos.

Solo se resuelven con una comprensión: cuando eres adulto.

¿Te sigue preocupando ese tirón de pelo que te dio otro niño en el parque cuando tenías 5 años?

En el azar está la clave: en las posibilidades.

Si quieres saber más o más bien, si quieres desaprender tanta información pueril, asiste a las sesiones de "Práctica El Secreto a Voces" y verás.

Solo hay que tener ganas de liberarse, lo que es, salir de la escuela donde juegas con otros niños más grandes que tú y que te hacen llorar para darte cuenta de que estabas en una escuela en la que eras el pequeño y en donde había unas reglas que tú nunca elegiste.

Me atrevo a decir que este entendimiento (el que se impartirá en dichas sesiones) hará que tu mente se convierta en prodigiosa.

Lo veremos y me lo contarás.

Gracias a todos y a disfrutar siempre.

Ruth Morales

 REFERENCIAS





4 comentarios:

  1. Sobre la perfección de la vida...si tu montas una obra de teatro de un enfermo, nunca conseguirás un escenario como la perfección que tiene una enfermedad real, con los médicos, familiares que lo pasan mal, aparatos para las pruebas médicas...por lo que la vida es perfecta, es el teatro perfecto. Si te preguntas el porqué de la enfermedad...podrás dar con muchos porqués: células malas, genética, traumas, azar... pero la causa real es ninguna (para una percepción de no tiempo)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Así es. Gracias por la aportación.

      Un saludo.

      Ruth Morales

      Eliminar
  2. Pues el azar será el que haga que nos veamos otra vez, igual que hizo que nos conociéramos. Jajajajajaja, bss.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Exactamente eso Israel. Jajaja. En el día a día, lo experimentamos sin lugar a dudas. Gracias por tu comentario.

      Un beso

      Ruth M.

      Eliminar